Conectarse

Recuperar mi contraseña

Últimos temas
» Listado de personajes libres y ocupados
Mar Ene 24, 2012 5:30 am por Victoria Rainlest

» Ficha de Felicia Vargas
Sáb Nov 26, 2011 10:13 am por Antonio Fernández

» Ficha de Saeko
Jue Nov 24, 2011 10:14 am por Antonio Fernández

» Ficha de la japonesa.
Miér Jul 06, 2011 7:26 pm por Admin

» Ficha de Cartago
Jue Jun 30, 2011 5:51 pm por Admin

» Alice Kirkland [Britannia]
Jue Jun 30, 2011 5:38 pm por Admin

» Ficha de Roderich Edelstein
Jue Jun 30, 2011 5:06 pm por Admin

» Ficha de Tino Väinämöinen
Jue Jun 30, 2011 11:34 am por Admin

» Ficha de Lovino Vargas~
Miér Jun 29, 2011 3:41 pm por Admin

Buscar
 
 

Resultados por:
 


Rechercher Búsqueda avanzada

Navegación
 Portal
 Índice
 Miembros
 Perfil
 FAQ
 Buscar
¿Quién está en línea?
En total hay 1 usuario en línea: 0 Registrados, 0 Ocultos y 1 Invitado

Ninguno

[ Ver toda la lista ]


La mayor cantidad de usuarios en línea fue 14 el Mar Jun 28, 2011 10:22 pm.
Compañeros
Crear foro

Sobre Piratas y Tesoros

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Ir abajo

Sobre Piratas y Tesoros

Mensaje por Admin el Mar Jun 14, 2011 12:17 am

Nos encontramos a mediados del siglo XVI, dentro de una época denominada como Era de los descubrimientos. Durante esta época los navíos de Europa surcaron los mares del mundo en busca de nuevos socios y rutas comerciales con los que contribuir al incipiente capitalismo europeo. Durante estas exploraciones, los europeos descubrieron naciones y cartografiaron territorios que anteriormente no conocían. Los navegantes afrontaban la navegación oceánica con unos medios precarios: no podían determinar con precisión la longitud, los cascos de madera de las naves eran atacados constantemente, la alimentación resultaba inadecuada para largas travesías, y la higiene y las condiciones de vida a bordo eran muy malas. Sin embargo, impulsados por la economía, y para acrecentar territorios de imperios y naciones, aquellos navegantes realizaron expediciones que ensancharon el mundo conocido por los europeos.

En esta época, el Imperio español y el Imperio portugués buscaban constantemente expandir sus territorios y se dedicaban a comerciar y extraer riquezas del Nuevo Mundo, que había sido descubierto por ellos en el siglo anterior. Entre una de tantas expediciones, uno de los barcos que se encontraba cargado con una gran cantidad de oro y piedras preciosas como nunca se había visto antes, fue atacado por una tripulación de piratas ingleses que intentaban apoderarse de toda esa riqueza, sin embargo, sólo consiguieron hundirlo sin ser capaces de rescatar nada de él, y debido a que por esas zonas abundaban los tiburones, tampoco tenían el valor para bajar hasta el fondo del océano y rescatar ellos mismos todo el oro que había sido hundido.

Desde entonces, una leyenda comenzó a circular en el pueblo más cercano al lugar en el que se había producido el intento de saqueo, una leyenda que comentaba sobre la aparición de un barco fantasma justo en el lugar en el que se había hundido. Dicha leyenda comenzó a atraer a una gran cantidad de gente al pueblo, pues muchos curiosos se acercaban con el único fin de llegar a visualizar dicha aparición, deseosos de poder ir hasta allí y alzarse con todo el tesoro que estaba a varios metros bajo el mar. Sin embargo, entre tantos rumores con respecto al barco fantasma y sus riquezas, comenzaron a circular otros que afirmaban que dentro de dicho barco también se encontraba un mapa con la localización exacta de la tan anhelada fuente de la juventud.

Es así cómo dicho pueblo, denominado Port Royal, situada en una de las islas caribeñas, comenzó a llenarse de todo tipo de navegantes que se encontraban ansiosos por apoderarse no sólo del oro, sino también del tan ansiado mapa que, posiblemente, localizaría finalmente una de las tantas cosas que el ser humano se había encargado de buscar sin obtener éxito alguno. Sin embargo, las profundas aguas, además de la gran cantidad de tiburones, resultaban un gran obstáculo, eso sin contar con las incesantes batallas entre navegantes españoles e ingleses con el fin de obtener tal tesoro.

Pero no sólo son estos navegantes quienes buscan apoderarse de dicho tesoro, debido a que muchos ojos de varios países del mundo también estaban puestos sobre Port Royal, todos con el gran anhelo de vencer a los principales disputantes y alzarse con todo el oro, además del supuesto mapa, por supuesto. Es así cómo el pequeño pueblo costero acabó llenándose de todo tipo de personas de diversas nacionalidades... Pero por supuesto, no todas estas personas deseaban obtener esas riquezas, muchos eran simples viajeros que se habían acercado por curiosidad, o por el simple placer de disfrutar de una isla paradisíaca de la cual podían disfrutar sus hermosas playas.

Así que, mi queridos tripulantes, ¡Todos a bordo, y a disfrutar de esta aventura! ¿Serán ustedes capaces de apoderarse de tan codiciado tesoro?
avatar
Admin
Admin

Mensajes : 30
Fecha de inscripción : 13/06/2011

Ver perfil de usuario http://hetapirates.foroweb.org

Volver arriba Ir abajo

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Volver arriba

- Temas similares

 
Permisos de este foro:
No puedes responder a temas en este foro.